Yanina Kosciak

Me llamo Yanina Kosciak, soy de Sáenz Peña, Chaco. Tengo 29 años, soy Técnica en Comunicación Socia y actualmente curso la Licenciatura en Periodismo. Me apasiona el periodismo radial, amo viajar, y me considero una mujer muy soñadora.

La Fundación El Refugio es una organización dedicada a luchar contra todo tipo de violencia contra el niño desde el plano de la prevención y la educación contra el abuso y el maltrato. Comenzó a funcionar como fundación en el año 2002 en el barrio Santa Mónica de Presidencia Roque Sáenz Peña, Chaco.

El director y fundador es el doctor Roberto Gómez, reconocido y prestigioso médico de la ciudad. Él junto a su esposa, quién también es médica, y su familia en general trabajan constantemente por defender este lugar que fue construido con tanto sacrificio y amor.

En sus inicios, esta fundación era conocida como el Hogar de Niños El Refugio porque albergaba a niños y niñas que fueron abandonados por sus familias y quedaron en manos de la justicia. A través de un convenio con el Gobierno de la Provincia la entidad decidió contener a estos niños hasta tanto sean adoptados. “Sin embargo, la ayuda que brindaba el estado a la institución era insuficiente, cada vez eran más lo chicos que llegaban para quedarse pero los recursos eran escasos. A tal punto que llegado un momento tuvimos que decidir dar fin a esta modalidad de trabajo porque nos veíamos imposibilitados de seguir haciéndonos cargos de todo lo que implica mantener a casi 20 niños”, lamenta el doctor Roberto Gómez.

A partir del año 2002 comenzó a funcionar como fundación, es decir siguieron trabajando con los niños, pero ellos ya no vivían allí.

En la actualidad, la Fundación El Refugio, trabaja a través de la modalidad Centro de Día, que está a cargo de la hija de los médicos, Ana Gómez. La tarea diaria consiste en recibir a los niños del barrio donde está ubicado el edificio, y sectores aledaños. Cabe mencionar que el barrio Santa Mónica, constituye uno de los sectores periféricos de la ciudad, donde residen familias con diversas carencias tanto económicas como educativas, y otras tantas.

El Centro de Día implica recibir diariamente a los niños, darles el desayuno o la merienda, de acuerdo al turno del que sean parte. Y luego comienzan las actividades que pueden ser recreativas o de apoyo escolar. Para que esto sea posible se cuenta con un equipo de jóvenes voluntarios que dedican parte de su tiempo para poder contribuir a la educación y contención de decenas de niños.

Al respecto la coordinadora, Ana Gómez, explicó que “el objetivo de la Fundación es ayudar a los chicos en sus tareas escolares, brindarles contención, y también enseñarles la palabra de Dios porque creemos que tener fe es fundamental para el resto de sus vidas”.

Diariamente reciben alrededor de 50 niños en edad escolar, es decir que tienen entre 6 y 12 años. Los propios niños son los creadores de un ambiente agradable donde pasan varias horas de su día, a través de sus risas, sus tareas y sus ocurrencias, y por supuesto bajo el cuidado permanente de adultos responsables, hacen de su infancia una etapa inolvidable.

La fundación El Refugio trabaja sin fines de lucro, y en pocas oportunidades recibieron asistencia del Estado. Pero aun así sin temor a perder su tiempo, sino que muy por el contrario con la firme convicción de lo están invirtiendo, trabajan incansablemente con pasión y con amor por los niños con el objetivo de aportar un grano de arena a la infancia del lugar donde les toca residir, una pequeña ciudad de la provincia del Chaco. Sin dudas que a través de su ejemplo aprendemos que vale la pena dedicar aunque mas no sea unas horas de nuestros días por contribuir al bien de nuestra comunidad.

Si te interesa informarte más y conocer en detalle el trabajo que realizan ingresa a su página de Facebook: Fundación “Hogar el Refugio”.  Y entérate más.

COMPARTIR
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *